Plasma Rico en Plaquetas (PRP)

Plasma-Rico-en-Plaquetas3

El Plasma Rico en Plaquetas o PRP es una fracción de la sangre que contiene altas concentraciones de plaquetas, que liberan grandes cantidades de factores de crecimiento.

El PRP tiene un alto poder de regeneración de los tejidos, debido a su efecto bioestimulador. Además es un tratamiento totalmente seguro y biocompatible, ya que se realiza a partir de la sangre del propio paciente. Éstos son los motivos por los que el PRP se aplica en numerosas disciplinas, desde la medicina deportiva a la cirugía estética.

Sin embargo, se ha observado que la respuesta al tratamiento de los factores de crecimiento no siempre es uniforme, debido a sus limitaciones:

  • Si la concentración de plaquetas es baja, el tratamiento no realiza el estímulo suficiente sobre los tejidos.
  • Si, por el contrario, la concentración es demasiado alta, el tejido se satura y termina por no responder al tratamiento.

 

Los niveles de plaquetas en sangre

La concentración de factores de crecimiento en una fracción de extracción de 10-20 cm3 puede ser muy variable. Hay individuos sanos con niveles de plaquetas en sangre bien diferentes.

Los niveles normales de plaquetas en sangre están entre los 150.000 y las 450.000 plaquetas por mm3. Con esta variabilidad den- tro de lo normal podemos comprender que la concentración que se obtiene de los factores de crecimiento plaquetarios obteni- dos de una fracción sanguínea son muy variables entre los distintos pacientes.

 

La clave: alcanzar la concentración ideal de plaquetas para cada paciente

El resultado obtenido demuestra que cada tipo de tejido tiene una concentración ideal de factores de crecimiento para obtener su estímulo óptimo.

Consiste en la bioestimulación de la piel del rostro, cuello, escote, manos…mediante la aplicación intradérmica, por medio de pequeñas inyecciones, de un complejo derivado de la sangre del propio paciente, que es el plasma rico en plaquetas.

El objetivo de este tratamiento es revitalizar el proceso de metabolismo cutáneo que va deteriorándose con el paso del tiempo. Es decir, se estimula la producción de colágeno, elastina y tejido epidérmico. Es un proceso totalmente seguro, ya que se inyecta la sangre del propio paciente, por tanto no hay ninguna posibilidad de transmitir enfermedades.

 

Procedimiento

  1. Se aplica una anestesia tópica sobre el rostro aproximadamente 20 minutos antes de empezar la aplicación.
  2. Se obtiene sangre directamente de la vena del paciente
  3. La combinación de sangre enriquecida con la sustancia rica en fibrinas, se coloca en la máquina centrífuga
  4. La máquina centrífuga gira los frascos con la mezcla de sangre por seis minutos hasta que se separa el plasma. Es, de esta forma, separado el plasma rico en plaquetas y fibrinas que estimula el crecimiento de tejido nuevo
  5. El plasma enriquecido se extrae del frasco y se coloca en jeringas pequeñas
  6. Se procede a la inyección del PRP en las zonas indicadas, mediante la utilización de agujas milimétricas, lo cual permite, en conjunto con la anestesia tópica, que el tratamiento sea prácticamente indoloro
  7. Una vez finalizadas las inyecciones, se aplica sobre la epidermis el resto del plasma (Plasma Pobre en Plaquetas) son el fin de evitar el enrojecimiento del rostro
  8. Se limpia el rostro y se finaliza el procedimiento

 

Preguntas Frecuentes

  1. ¿Cuándo se recomienda su aplicación? A partir de los treinta años, pues es a esta edad cuando la piel comienza a perder su poder de regeneración o simplemente cuando los signos de envejecimiento son visibles.
  2. ¿Cuántas sesiones son necesarias? Dependerá de cada paciente en función del grado de envejecimiento y características de la piel, se recomienda un mínimo de 1 vez por año.
  3. ¿Este tratamiento sirve para eliminar las líneas de expresión? El objetivo principal del PRP es mejorar la calidad de la piel, lograr un efecto de luminosidad, eliminación de manchas y recuperación de fotodaño. Algunas líneas de expresión pueden disminuir pero no es su efecto principal. Para esto se recomiendan tratamientos de relleno con Ácido Hialurónico o Toxina Botulínica.
  4. ¿Es muy doloroso? No. 20 minutos antes de comenzar el procedimiento se aplica un anestésico tópico y adicionalmente se usa una aguja muy pequeña, milimétrica, por lo que se produce una leve molestia, no dolor.
  5. ¿Cuándo podré ver los efectos? Los efectos no son inmediatos. Comienzan a aparecer a los 10 días y se vuelven más evidentes entre 20 y 30 días desde su aplicación.